Revista OHLALÁ! – Día del Orgasmo Femenino: ¿qué es la brecha orgásmica y cómo achicarla?

En la famosísima escena de Cuando Harry conoció a Sally, la diferencia entre hombres y mujeres a la hora de llegar al orgasmo queda más que clara: Sally Albright (Meg Ryan) le cuenta a su amigo Harry Burns (Billy Crystal) que la mayoría de las mujeres, por lo menos alguna vez en su vida, tuvieron que fingir el orgasmo… sin que los hombres jamás pudieran notar la diferencia. Y como Harry no le cree, Sally se despacha y ahí mismo -en plena cafetería y ante la mirada de todos- finge un orgasmo perfecto. Y pasando de una escena divertida a las estadísticas científicas, los números lo avalan: según un estudio publicado en Archives of Sexual Behavior los hombres heterosexuales llegan al orgasmo en el 95% de los encuentros sexuales, mientras que las mujeres hetero lo hacen en un 65%. A esta diferencia se le llama “brecha orgásmica” y es debido a múltiples factores, tales como la falta de educación sexual o de comunicación con la persona con la que estemos.

Hoy, 8 de agosto, se celebra a nivel internacional el Día del Orgasmo Femenino con el objetivo de recordar que por muchos años el placer de la mujer fue tabú. Todo comenzó en un pueblo de Brasil cuando -mediante una encuesta a hombres y mujeres- se llegó a la conclusión de que a las mujeres les era más difícil llegar al orgasmo en encuentros heterosexuales.

¿Cuáles son los motivos de la brecha orgásmica?

Quizás el motivo principal de la brecha orgásmica sea la falta de comunicación con nuestras parejas. Y acá es clave seguir trabajando en una sexualidad responsable y ligada al placer. Y acá viene otra pregunta: ¿el placer únicamente sucede cuando hay orgasmo? Claro que no. Podemos tener encuentros sexuales sin presionarnos por “llegar al orgasmo” y disfrutar de todos modos.

El punto es cuando no alcanzamos el orgasmo por factores que están relacionados a la falta de educación, al tabú de la masturbación femenina, a que si el hombre llega al orgasmo, muchas veces el encuentro sexual se termina, a la falta de comunicación, al desconocimiento de la anatomía de las personas con vulva, o a considerar que el sexo es solo penetración y, en muchos casos, la penetración suele dificultar la llegada al orgasmo.

Los mejores consejos para acortar la brecha

1

“Expresale a tu compañero o compañera qué es lo que necesitás y tus preferencias sexuales”.

Fede Rinaldi. Lic. en Psicología, Sexólogo (@federicobrinaldi)

2

“No te apures, disfrutá el camino y no solo el punto de llegada”.

Patricio Gomez Di Leva. Psicólogo y Sexólogo (@respuestasexual).

3

“Es fundamental el autoconocimiento, el explorarse y saber lo que te gusta”.

Sandra López. Psicóloga y Sexóloga (@sandrixlopez).

4

“Reemplazá los pensamientos deserotizantes por pensamientos que te estimulen”.

Patricia Safadi. Psicóloga y Sexóloga (@licpatriciasafadi).

5

“Buscá información para aprender de dónde vienen estas desigualdades de género”.

Lic. Flori. Psicóloga y sexóloga transfeminista (@somosvulvaok).

6

“Recurrí a la ayuda de sex toys para estimular el clítoris”.

Vero Pachi. Comunicadora especializada en sexualidad (@soysensualisima).

7

“Cerrá las piernas cuando estás en penetración para sentir mejor la estimulación del clitoris”.

Dra. Bárbara García. Ginecóloga y obstetra especialista en sexualidad (@sexualidadeslibres).

8

“Responsabilizate de tu placer, pedí, comunicate”.

Dra. Milena Mayer. Médica Uróloga, especialista en Sexología Clínica, Andrología y Reproducción (@concienciaysexualidad).

9

“Leé sobre orgasmos y explorate”.

Analía Lilian Pereyra. Sexóloga Clínica y Educativa (@liceciadaanaliapereyra).

10

“No te apures, no te presiones y no te olvides de disfrutar”.

Agustina Berberian. Médica (UBA) y sexóloga clínica (@edsexualparatodxs).

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 5 =